ACCEPT "Balls to the wall"

Posiblemente su disco más icónico, que no tiene porque ser el mejor. Yo tengo dudas entre este y el siguiente, pero ahí está lo bueno. Pues el grupo facturó dos pelotazos(si, la imagen me ha inspirado), para algarabía del fan y seguidor de los teutones. ACCEPT en esa época arrasaban en cuanto a bestialidad sonora se refiere. Siempre a la sombra de otros coetáneos mas vendedores, pero que a nivel musical no tenían porque sentirse inferiores. En 1983 publicaban su quinto álbum "Balls to the wall". Trabajo rudo, como el acero alemán. Donde el tema que abría el artefacto incendiario se convierte en himno nada más saltar al hiperespacio radiofónico. El disco contiene riffs asesinos, que se clavan empujados con la voz de Udo. El álbum estuvo rodeado de polémica, pues entre la portada y algunos títulos como "Love child" y "London leatherboys", fueron acusados de homófobos y otras lindezas. 
Polémicas aparte, el disco caló fuerte incluyendo el mercado americano. Llegaron sus años dorados, con los que ya apuntaba desde su anterior disco "Restless and wild". Sólidos riffs con melodías atómicas. Coros y estribillos de puño en alto. Hicieron el resto. ACCEPT derribaron algunos muros entre ellos y las ventas. El mundo necesitaba dinamita, y ellos bombardearon a vece de heavy metal.